Elaborada con mimo

Desde el valle del Ulla

Desde nuestro origen, la destilación de la ginebra Nordés se elabora en una pequeña destilería situada en San Pedro de Sarandón cerca de Santiago de Compostela. Esta zona bañada por el rio Ulla destaca por su belleza natural, y por la elaboración de excelentes aguardientes gallegos.

El saber hacer y la riqueza de las materias primas locales sin duda fueron la inspiración para crear una ginebra de Galicia de gran calidad.

Alma del producto

Desde el inicio, los creadores de Nordés pensaron en una receta elaborada con ingredientes de esta tierra. Por eso la composición de la ginebra Nordés es única.

La primera diferencia es la base alcohólica, que se produce utilizando una porción de uva albariño gallega de la que se obtiene el aguardiente de vino, alma del producto. Un aporte vínico que destaca sin duda por los ligeros matices y aromas a fruta blanca que aporta al producto.

11 botánicos naturales

A continuación, la destilación de la ginebra Nordés se matiza con la maceración de 11 botánicos, entre los que destacan 6 silvestres gallegos: salvia, laurel, hierbaluisa, eucalipto, menta piperita y un alga marina, la salicornia, que le otorgan su característico aroma balsámico.

También incorpora 5 botánicos de ultramar: el enebro, el jengibre, el cardamomo, la flor de hibisco, y el té negro, que aportan sutiles notas que equilibran el resultado final.

Proceso lento y cuidado

Un proceso de elaboración realizado amodiño, de manera lenta y sosegada, para conseguir una ginebra aromática, con delicados toques de fruta blanca en armonía con notas balsámicas. Un perfecto balance de aromas frescos, sugerentes en boca, que da como resultado un producto amable y diferente de otras ginebras afrutadas.

El cómo se hace la ginebra Nordés habla de la tierra. Una ginebra gallega elaborada con cuidado desde su origen, con los mejores ingredientes naturales.