Los secretos de los botánicos gallegos Nordés

¿Sabías que la ginebra gallega Nordés está realizada con 11 botánicos naturales? ¿Y que 6 de ellos son gallegos? En el destilado se despliegan los aromas de estos botánicos naturales y parte de su carácter, sabor y aromas nos transportan a la frescura y sencillez de su tierra. Todos y cada uno de ellos se maceran por separado antes de destilar con una duración diferente, el tiempo necesario para aportar la intensidad que necesita cada uno de ellos. Un proceso amodiño (lento y sosegado), con una elaboración artesanal donde cada elemento se cuida con mimo para el mejor resultado final.

Toma nota de algunas curiosidades de los botánicos autóctonos de Galicia de Nordés:

Salvia: Es fresca y balsámica, tiene grandes bondades para el organismo y se utiliza para cocinar. Su aroma tiene tonos amargos y sutilmente picantes.

Laurel: Es fresco, intenso y balsámico. Es un silvestre muy común en la cocina gallega y, además del sabor que aporta, tiene numerosas cualidades para mejorar y calmar las digestiones.

Hierbaluisa: Aporta un toque cítrico, frescura y delicadeza. Este botánico tiene una fascinante historia detrás, ya que tiene nombre de reina y se le bautizó así en honor a María Luisa de Parma.

Eucalipto: Es puro bálsamo, un árbol de especie invasora con una fragancia muy intensa. Además, es muy utilizado como tratamiento terapéutico para dolores musculares, articulaciones o combatir infecciones respiratorias.

Menta Piperita: Aporta un toque balsámico y fresco muy especial, por eso es muy común en los caramelos. Crece con más facilidad en suelos húmedos, como los de Galicia y nació como un híbrido en los jardines de Inglaterra.

Salicornia: Gracias a ella sentimos la brisa marina del Atlántico en un gin tonic preparado de Nordés. Crece en los saladares, en playas y en manglares y también es conocida como espárrago de mar. Es muy utilizada en la cocina y al tomarla se percibe un intenso sabor a sal.

Cargar Más